No Fue Penal!!! lo dije desde el 21 de Octubre del 2013…

No Fue Penal!!!

No Fue Penal!!!

Antes que nada no me regocijo por el hecho de que mi equipo en el mundial (México) haya sido eliminado, simple y sencillamente después de México 86, Italia 90, USA 94, Francia 98, Korea/Japón 2002, Alemania 2006 y Sudáfrica 2010 me e dado cuenta que no podremos obtener resultados diferentes haciendo las cosas como siempre se han hecho en nuestra liga Mexicana.
Queremos cosechar manzanas con semillas de maíz…

Así que en vez de enojarte y decirme eeeeeeeeeeehhhhh puuuuttttoooooooooo!!!! lee lo que escribí desde octubre de el año pasado y dime si estaba en lo correcto o no.

Debo decir que esta selección jugo muuuuucho mejor de lo que yo pensaba así que en eso me equivoque y quiera que no me taparon la boca (que bueno que así haya sido) pero aun así me quedo con lo que escribí desde el año pasado. Yo pensaba que seria un equipo con poco talento, que no mostraria nada en realidad y que decepcionaria a la afición pero no fue asi, este equipo jugo bien,  este equipo logro unir a la afición y eso es algo que yo no pensaba que pudiera suceder.

Pero aqui le paro y mejor lee la entrada original, el enlace abajo.

El TRI… la gallina con fama de halcon… el eterno perdedor… el negocio que vende un producto que no sirve y que todos lo quieren

¿En qué momento se jodió México? entrada original de Alejandro Rosas

La entrada a continuación fue publicada originalmente por el historiador Alejandro Rosas en su pagina de Tumblr este es un copy and paste, ve a la entrada original y leela ahí mismo, sigue a este magnifico historiador y aprende mas sobre la verdadera historia de tu país.

Texto de Alejandro Rosas.

Esta es la introducción que forma parte de mi ensayo para el libro “El México que nos duele” (Planeta, 2011), que escribí en coautoría con mi amigo Ricardo Cayuela.

¿En qué momento se jodió México?

“Durante los primeros meses a todo el mundo le parecía encantador el nuevo gobierno, pero toquen alguna cosa, pongan manos a la obra y se les maldecirá. Es la nada que no quiere ser destronada… la nada es una sustancia manejable, pero en este país, al contrario, se tropieza uno con ella a cada paso y es granito, es más poderosa que el espíritu humano y solamente Dios podría doblegarla. Fue menos difícil erigir las pirámides de Egipto que vencer la nada mexicana”.
Carlota de Bélgica
En 1969, Mario Vargas Llosa publicó su novela Conversación en la catedral e hizo célebre la pregunta “¿en qué momento se jodió el Perú?” Yo nací ese mismo año, cuando la Revolución Mexicana cumplía 59 años y el llamado milagro mexicano agonizaba sin remedio; sus estertores anunciaban el inicio de las crisis que terminaron por hundir al país en la desesperanza y en la frustración. ¿En qué momento se jodió México, si cuando yo nací ya estaba jodido?
Crecí mirando a mis papás ejercer su derecho al voto, a pesar de que, por entonces, valía poco o nada. Acudían religiosamente a las urnas, más como un acto de fe que como un ejercicio cívico; los dados siempre estaban cargados así que no había lugar para milagros. ¿Para qué votamos? Se preguntaba gran parte de la sociedad cuando solo había lugar para el mismo resultado: carro completo.
Me inculcaron el amor a una patria imaginaria que estaba por encima de lo que el sistema político había construido: una oprobiosa simulación de República. En esa patria imaginaria, la noche del grito era una entrañable reunión familiar, ajena por completo a la retórica patriotera o a los “gritos” de coyuntura como “¡Viva el tercer Mundo”! de Echeverría; la bandera tenía un significado profundo a pesar de haber sido expropiada para estampar sus colores en el logotipo del partido oficial que había dejado que la Patria se desmoronara en sus manos. Podía sentirme orgulloso de que la familia guardara un pasado revolucionario que no tenía relación con la revolución que había desvirtuado el propio sistema.
Mis abuelos fueron burócratas –un telegrafista y un ferrocarrilero-, hombres longevos que conocieron la efímera bonanza económica los años cincuenta y sesenta, pero que llegaron al final de sus vidas con ínfimas pensiones, devaluadas a cada minuto por las recurrentes crisis. Ambos se llevaron a la tumba lo que traían puesto y su conciencia tranquila tras haber sorteado el pantano de la corrupción en el servicio público. Como todos los mexicanos, durante el último cuarto del siglo XX, abuelos, padres e hijos aprendimos a sobrevivir a nuestros gobernantes, a los de antes y a los de ahora.
La construcción de esa Patria idílica en mi imaginario –inculcada en el seno familiar y permeada por la historia oficial, a la que nadie pudo escapar-, me llevó a convertirme en historiador por vocación, por pasión y por gusto. Comencé por la historia de bronce: creí en los héroes, enarbolé sus banderas con orgullo casi dogmático y detesté a los villanos, pero con el tiempo, cuando tuve acceso a las distintas interpretaciones construidas dentro del ámbito académico, los mitos se derrumbaron frente a mis ojos y no sin cierto desconsuelo pude confrontar la realidad mexicana con un pasado distinto al que nos habían contado y en el que nos habían adoctrinado.
Dicen que el historiador es un profeta del pasado. Desde los fastos de la historia planteo esta interpretación de nuestra realidad actual. Más allá de los lugares comunes o de los determinismos que sostenía la historia oficial para justificar nuestro comportamiento como sociedad, el conocimiento de la historia se convierte en un instrumento fundamental para encontrar los porqués de nuestro fracaso histórico e intentar definir los hacia dónde.
En las últimas cuatro décadas me ha tocado vivir esa historia ambivalente que oscila entre el autoritarismo de antes y la democracia de ahora; no hemos podido transitar hacia la construcción definitiva de una sociedad moderna porque continuamos arrastrando lastres de nuestro pasado inmediato.
Como ciudadano he sido testigo y protagonista de la transición democrática al más puro estilo mexicano: inconsistente, desordenada, a medias, pero que se sostiene, que busca echar raíces contra todo y contra todos y se levanta como una alternativa para construir un Estado viable, a pesar de la falta de miras y la mediocridad de los actores políticos de los últimos cuarenta años.
Aunque la memoria histórica suele ser corta –salvo para quienes compartimos la vida cotidiana con el pasado-, no hay lugar para añorar otros tiempos porque en ellos se construyó el entramado de corrupción e impunidad que hoy tiene paralizado al país; tampoco hay lugar para seguir construyendo un presente que no lleva hacia ningún lado. A través de la memoria histórica podemos reencontrar el camino y quizás, hasta recuperar el tiempo perdido. Lo único que no podemos permitirnos es olvidar.
Tenía 12 años cuando vi llorar al presidente López Portillo en cadena nacional y enjugarse sus lágrimas con el decreto de nacionalización de la banca; tenía 15, cuando escuché a Miguel de la Madrid declarar ante los medios, en septiembre de 1985, con una ciudad devastada como escenografía, que estábamos preparados para “atender la situación” y no necesitábamos ayuda externa; ¿Renovación moral de la sociedad? Tan solo una ironía.
Tenía 18 años cuando el sistema se cayó convenientemente para favorecer, una vez más, al candidato oficial del PRI; atravesaba los 21 cuando nos anunciaron que ya éramos del primer mundo; un país de primer mundo muy sui géneris donde había millones de pobres; tenía 23 cuando Salinas de Gortari reprivatizó la banca y en poco tiempo ya estaba en quiebra; tenía 25 cuando nos anunciaron que siempre no; que no éramos del primer mundo y debíamos darle la bienvenida a una nueva crisis y envidié la chamarra de cuero con piel de borrega que llevaba puesta el ex presidente Salinas de Gortari para iniciar su huelga de hambre, luego de haber empujado al hambre a millones de mexicanos.
A los 25 también desperté de una larga fantasía: la moneda mexicana no se llamaba peso, sino UDI. Rebasaba ya los treinta cuando sacamos al PRI de los Pinos sólo para construir una realidad alternativa, el paraíso de la inconsciencia llamado Foxilandia y ya instalado en los cuarenta me tocó ver el regreso del PRI a Los Pinos, luego de que durante 12 años, el PAN sólo calentó la silla presidencial. Hoy tengo 44 años y jamás me imaginé que el territorio nacional se convertiría en un cementerio con miles de tumbas sin nombre.
El país navega a la deriva, sin orden ni concierto. ¿En qué momento se jodió México?”

Justicia a la Mexicana caso: Hipolito Mora

Hipolito Mora

Hipolito Mora

Hola de nuevo.

En esta ocasión quiero hablar sobre nuestro sistema de justicia.
Ya lo e dicho en otras ocasiones que en México el sistema de justicia no funciona. En nuestro país no se busca a el culpable de el delito solo a quien cumpla la condena, en mi país no se necesita ser culpable para ser acusado ni se necesitan pruebas en tu contra para pasar un tiempo en el tabiro.

Primeramente no hablo a favor de nadie ni en contra no son opiniones de nadie mas sino miás, y no escribo por querer condenar a alguien en especifico o querer alabar a alguien mas todo lo que escribo es de mi opinión y mi pensamiento.

Ya todos conocen y han escuchado sobre las autodefensas en Michoacan y sobre la persona que inicio este movimiento Hipólito Mora.
Un juez federal dicto el auto de formal prisión en su contra acusado de homicidio calificado ya que supuestamente había elementos suficientes para establecer su coparticipacion en los homicidios de Rafael Sánchez Moreno “El Pollo” y José Luis Torres Castañeda.
Después de esto al botellón.
Y días después pa las rejas con todo y chivas por falta de pruebas.

Como ya lo dije no estoy a su favor ni escribo por apoyarlo solo uso su caso como una muestra de nuestro sistema de justicia. En nuestro país la justicia no se expide de acuerdo a la ley se expide según convenga o según quiera a una persona.
En México no se necesitan pruebas que comprueben tus delitos solo se necesita que alguien te apunte con el dedo una autoridad que le haga caso y listo ya eres un delincuente.
A mi un individuo me puede acusar mañana de robar, asesinar o algún delito que se le ocurra y si una autoridad le toma la palabra no necesitan pruebas que respalden mi responsabilidad en ese delito solo una acusación de cualquier persona y listo derecho a chirona.
No me crees? miraste Presunto Culpable? en ese documental una persona estaba en la cárcel por una acusación de un individuo y no existían otras pruebas que probaran su responsabilidad sin embargo estaba encarcelado.
Con Hipólito Mora es lo mismo. Se le encarcela y después no hay pruebas suficientes se puede usted ir pero los días en prisión ya te lo echaste.
Recalco no estoy a favor de este individuo pero si en nuestro país el sistema de justicia se usa como un arma política no hay justicia se usa la ley a el antojo o conveniencia de alguien.
Hoy fue Hipólito Mora pero mañana puede ser cualquier otra persona, tu o yo, un hermano, un tío, tu padre, tu hijo, tu esposa.
El hecho de que nuestro sistema de justicia no se rija por la legalidad sino por el antojo de alguien es el motivo por el que Raúl Salinas de Gortari, Romero DesChamps, Humberto Moreira y otras joyitas mas están libres mientras que el protagonista de Presunto Culpable estaba en el tabiro por una acusación de un individuo, sin pruebas físicas.
Por la falta de garantía en la justicia de nuestro país Hipólito Mora puede pasar unos días en prisión y después fotografiarse con su “enemigo” con la autoridad de por medio como una bonita familia, cuando el poder de el estado es mas grande que el poder de la ley no puede haber justicia.
Cuando tu como individuo no te puedes enfrentar uno a uno contra el estado el sistema esta roto, cuando tu como individuo puedes ser manipulado por el sistema no existe la democracia, cuando la justicia se rige por el capricho de las autoridades y no por las leyes el sistema no tiene sentido.
Y de nuevo cuando no se busca quien la hizo sino quien la va a pagar, cuando no se necesita ser culpable para pagar por el delito la ley pasa de ser una protección a una ruleta rusa y nadie sabe en que momento te pueda tocar o a quien le pueda tocar.

Nazario Moreno Gonzalez “El Resucitado”. La perfecta fotografia de el gobierno de Calderon.

El Chayo. La burla de Calderon, el logro de Peña Nieto.

El Chayo. La burla de Calderon, el logro de Peña Nieto.

Una vez mas queda exhibido el mal manejo que existió en el sexenio anterior esta vez el chiste va de parte de Nazario Moreno González “El Resucitado”.

Aiga sido como aiga sido. Esa fue la frase de nuestro ex presidente Felipe Calderón Hinojosa y creo que es la frase que encapsula a la perfección su sexenio. El fue el presidente de México, aiga sido como aiga sido, el peleo la guerra contra el narco aiga sido como aiga sido y dirigió el país aiga sido como aiga sido.

Si bien yo en lo personal creo que hay cosas en su sexenio que se deben reconocer (muy pocas) son muchas mas las que se les tienen que reprochar.

Yo tengo un dicho o “pensamiento” y es el que no hay nada peor que un pendejo con ganas. Para mi un pendejo con ganas es alguien bien intencionado (en el mejor de los casos) que quiere ayudar pero su falta capacidad o conocimiento provoca lo contrario haciendo todo mas difícil para los demás. Creo que eso encapsula el presidente anterior una persona bien intencionada  que no tenia la capacidad para ocupar el puesto.

Recorramos las fallas de el sexenio sin orden cronológica…

1.- Gregorio Sánchez Martínez ;
Detención y después liberación de Greg Sánchez.

2.- El Michoacanazo;
Detención y después liberación de presidentes municipales de Michoacan.

3.- La Estela de Luz;
Un caso de corrupción y malgasto para celebrar el bicentenario de nuestra independencia que para los pelos de punta.

4.-  Florence Cassez;
Detención y después liberación de una ciudadana Francés.

5.- Jorge Hank Rhon;
Detención y después liberación del ex alcalde Tijuanense.

6.- Detención de el supuesto hijo de el chapo;
Se detiene a un individuo de nombre Felix Beltrán León al cual se le anuncia y presenta ante la prensa como hijo de el chapo Guzmán resulta que no es.

7.- Robo de el cadáver de el Lazca;
Matan a el Lazca en un enfrentamiento, les roban el cuerpo (suena a Chayo?).

8.- Muerte de el Chayo;
Se anuncia la muerte de Nazario Moreno González “El Chayo”. Se roban el cadáver.

9.- 60,000 muertos en la guerra luego lucha contra el narco;
De el 2006 a el 2012 la guerra luego lucha contra el narco dejo alrededor de 60,000 muertos.

10.- Guardería ABC;
5 de junio de 2009 en Hermosillo, Sonora. Un incendio en la guardería ABC deja niños y niñas muertos/heridos. No hay responsables.

11.- Asesinato de 17 jóvenes en Ciudad Juárez, Chihuahua;
31 de enero de 2010 un comando armado asesina a 17 jóvenes en Ciudad Juárez el entonces presidente señalo a los muertos como delincuentes y pandilleros. No lo eran.

12.- Los migrantes asesinados;
San Fernando, Tamaulipas 21 de agosto de 2011 72 cadáveres de migrantes centroamericanos son encontrados en una fosa clandestina, evidencia el maltrato y delitos de los que son victimas los migrantes en nuestro país por parte de el crimen organizado.

13.- 16 millones a la miseria;
El sexenio de Calderón sumó a 15.9 millones a la miseria.

14.- El casino Royal;
Agosto del 2011 un grupo armado prende fuego a el casino Royale, 52 muertos.

Yo creo que no tiene caso seguir la foto ya esta clara. Nuestro presidente anterior fue un hombre que no ayudo a el avance de el país. Y la hoy muerte de Nazario Moreno González “El Chayo” vuelve a exponer las fallas de la anterior administración. Este hombre expone la urgencia que siempre se sintió en la administración anterior por dar resultados, por mostrar que si se podía, por legitimarse, por demostrar que no solo eran ganas que también había capacidad, hoy el tiempo nos ofrece la realidad.
Hay dentro de el gobierno de Presidente de Felipe Calderón un personaje que creo que tiene una gran responsabilidad en las pifias de el presidente (no tengo pruebas es solo mi opinión desinformada), un personaje obscuro y el cual no entiendo que méritos pudo tener para llegar a ocupar el puesto dentro de el gobierno anterior, un hombre que para mi representa deshonestidad, corrupción, incapacidad y el cual no entiendo como puede ser que aun este libre. Me refiero a Genaro Garcia Luna. Un funcionario nefasto que es el responsable de muchas de las pifias de el sexenio Calderonista y el cual aun tras cometer error tras error tras error se mantuvo hasta el final.

Siento que Felipe Calderón sintió la necesidad de cambiar el juicio que la historia tendría sobre su sexenio. Quizo creer que “El Chayo” estaba muerto aun sin cuerpo, quizo creer que la guerra después lucha contra el narcotrafico se estaba ganando y que era la dirección correcta aun cuando miles de muertos, violencia sin limites y zonas de el país ingobernables indicaban lo contrario, quizo creer que la macroeconomia de el país era suficiente para mejorar la economía de las familias aun cuando la mitad de el país llego a un nivel de pobreza, quizo mostrarnos un México que el imagino pero que no existió para los ciudadanos de a pie. Un mundo donde el gobierno abatía a diestra y siniestra a los delincuentes, donde la economía de la ciudadanía le alcanzaba para vivir cómodamente y la cifra de los pobres disminuía de manera casi milagrosa gracias a sus buenos manejos.

En fin, Nazario Moreno González “El Chayo”. El hombre que murió en una fantasía y volvió a morir en una realidad.

Tatuajes = Maldad en Aguascalientes

Intolerancia Aguascalientes

Intolerancia Aguascalientes

Que te parece la imagen de arriba? Te gusta? Estas de acuerdo?…
A mi me parece una estupidez enorme y el hecho que sea obra de una gobierno me alarma. El hecho que un servidor publico sea tan ignorante ( no me refiero a educación académica) en su manera de pensar y que sus decisiones tengan ingerencia en la vida de un pueblo me resulta de la chingada.
Pero por si acaso no sabes de que hablo o a que me refiero pues te explico…
Resulta que en la ciudad de Aguascalientes el gobierno local decidió realizar una campaña en contra de las personas con tatuajes, esto como parte de los esfuerzos para combatir la delincuencia ademas en esta campaña se esta revisando a personas que circulen en vehículos con vidrios obscuros, con placas foráneas y que porten algún tatuaje en su cuerpo. Lo ultimo es increíblemente ESTUPIDO.
El que una persona crea que alguien con un tatuaje es “malo” demuestra su ignorancia.
Digamos que esa persona es un o una joven que perdió un hijo y decide recordarlo con un tatuaje de un ángel… eso lo hace “malo” o debe ser merecedor a ser visto como un probable delincuente.
O alguien que ama a alguien y ambos se tatúan algo para conmemorar su amor eso los haría delincuentes o “malos”.
O simplemente se te antoja tatuarte algo en el cuerpo eso te haría “malo”.
El que algo a ti en lo personal no te guste no quiere decir que sea incorrecto. Simple y sencillamente no es para ti. El convertir tus prejuicios en partes de tus acciones de gobierno esta de la chingada.
Muuuuuuuy mala acción de el Alcalde Panista de la ciudad de Aguascalientes Juan Antonio Martín del Campo y de el Secretario de Seguridad Pública Municipal del estado de Aguascalientes General Pablo Godínez Hernández.
Yo lo que me pregunto es esto…
Es por demás claro que una persona que idea este tipo de acciones no tiene la capacidad para ocupar un puesto publico y dirigir el futuro de una ciudad, sera removido el ideatico o responsable de esta acción?…

Intolerancia Aguascalientes

Intolerancia Aguascaliente